20 años sí que son algo (La Tribuna, 14-06-11)

2

Decía el tango de Carlos Gardel que 20 años no son nada, pero en esta ocasión sÍ que se puede decir claramente que sÍ que son algo. El pasado jueves se cumplieron 20 años del histórico primer ascenso del Albacete Balompié a Primera División y, como bien dijo Benito Floro en los prolegómenos del coloquio organizado por la Asociación de la Prensa Deportiva ,«hemos retrocedido 20 años».

El Alba empezó en 1990 a escribir las más bellas páginas de su historia como club. Historia que 20 años después escribe sus páginas más negras por lo que supone abandonar la Liga de Fútbol Profesional tras 21 años en los que parecía que el Alba ya era un clásico y no iba a bajar de ahí nunca.

Pero si hacemos un repaso a la historia del fútbol son muchos, muchos, los equipos que se pensaban que no abandonarían un status y que de pronto se ven metidos en un pozo del que cuesta muchísimo salir. Yo diría que hasta es más complicado ascender a a Segunda que a Primera, pues la Segunda División B, con 80 equipos y un sistema de play off al final de temporada, puede resultar tremendamente injusta. Una campaña impecable en la liga puede irse al traste con un mal día en el play off, ya sea tuyo o del colegiado de turno, que también se han dado casos.

Por eso 20 años sí que son algo para el Albacete; 20 años de estar con los grandes, de codearse con los mejores, de visitar los mejores campos, de viajar en Primera o en Segunda, para ahora, 20 años después, volver a la tristeza de esos duros campos de Segunda B, ahora la mayoría de césped artificial. El Alba regresa a sus primeros 50 años de historia, esos que vivió con una larga travesía en el desierto de la Tercera y la Segunda B hasta que un golpe de fortuna, la conjunción de muchos astros, lo llevó a lo más alto. Por eso, rememorar ahora ese mítico ascenso da todavía mucha más nostalgia.

Uno recuerda el viejo Carlos Belmonte completamente abarrotado, en contraste con ese moderno Estadio con sólo 1.500 espectadores en el último partido de liga. ¿Cómo se ha llegado a esta situación? Está claro que son muchas las cosas se han hecho mal esta temporada, pero también la anterior y la anterior y así se va forjando el descalabro que ahora ha devuelto al Alba al pozo del fútbol español, esa Segunda B obsoleta y que lleva muchos años pidiendo a gritos una reestructuración.

Los clubes de Primera y Segunda, arruinados por su propia codicia, se acogen a la Ley Concursal para salvar el culo, pero ¿qué hacen las decenas de equipos de Segunda B que están igual de arruinados y no pagan a sus jugadores desde yo que sé cuando?
Quizás sea el momento de aligerar el peso, para que el salto entre la Segunda y la Segunda B no sea tan grande, pero el Alba de lo que se tiene que preocupar es de hacer bien las cosas, algo que ya casi ni los más viejos del lugar recuerdan como es. Estabilizar un club demasiado tiempo a la deriva es primordial en esta travesía del desierto que esperemos no sea muy larga.    

Sobre el autor

Juan Carrizo

Jugador y entrenador titulado de baloncesto, practicante de otros deportes como el fútbol, el atletismo o el tenis, trabajo como redactor de deportes en La Tribuna de Albacete desde 1991 habiendo colaborado en diferentes ocasiones y en varias emisoras locales como Radio Chinchilla, COPE o la desaparecida Arco Iris.

Add comment

Categorías

Mis Tweets